info: info@hmmigracion.com

Asilo en Estados Unidos: un Alivio Migratorio

El Asilo en Estados Unidos es un importante alivio migratorio disponible para los extranjeros que ya se encuentran en territorio americano y que pueden demostrar que han sido víctimas de persecución en sus países de origen. Esta persecución puede estar basada en motivos políticos, religiosos, raciales, de nacionalidad o pertenencia a un grupo particular; y además, esta persecución ha puesto en grave riesgo sus vidas, lo que los llevó a huir de sus territorios en busca de protección y seguridad.

¿Qué es el asilo en Estados Unidos?

El asilo es un mecanismo de protección ofrecida por el gobierno de Estados Unidos a aquellos individuos que han sido perseguidos o temen ser perseguidos en su país de origen. Se encuentra establecido en la Sección 8 de la Ley Nacional de Inmigración (INA) y dispone que el extranjero tiene un año de plazo para hacer su petición, salvo que demuestre razones de fuerza mayor que le impidieron aplicar dentro del primer año.

Para solicitar asilo, la persona debe encontrarse en territorio estadounidense al momento de hacer su petición. El asilo es tanto un medio para ajustar el estatus migratorio como una protección contra el proceso de deportación para aquellos que han llegado de manera irregular a través de la frontera.

¿Cómo entender la persecución?

La persecución puede ser un daño o una amenaza de daño presente o pasada dirigida contra el aplicante o su familia, lo cual pone en riesgo la vida, la libertad y los derechos humanos de quien ha sufrido este daño. Esta persecución además desencadena un miedo fundado y futuro de riesgo inminente.

La persecución consta de tres elementos:

a. Desarrolla un intento de acabar con una creencia, acción o característica
b. El daño debe ser severo
c. El daño proviene del Estado o de una organización, grupo o personas que el Estado no pudo o quiso controlar, y por tanto fue incapaz de proteger a la victima

Tipos de Asilo: Afirmativo y Defensivo

El asilo se clasifica en dos tipos: afirmativo y defensivo.

Asilo Afirmativo: Se considera afirmativo cuando las personas no tienen procesos de deportación en corte de migración debido a que han tenido una entrada legal al territorio norteamericano. En este caso, el solicitante presenta su petición ante la Oficina de Servicios de Ciudadanía e Inmigración de Estados Unidos (USCIS). Si la solicitud es aprobada, el solicitante obtiene el estatus de asilado y es elegible al otro día, para ser residente permanente y, más adelante, ciudadano estadounidense.

Asilo Defensivo: El asilo defensivo se interpone como un mecanismo de defensa ante el proceso de deportación. Esto ocurre cuando las personas cruzan la frontera sin visa o son detenidas al ingresar a Estados Unidos de manera irregular. En este caso, el solicitante debe presentar su petición de asilo ante un juez de inmigración en una corte especializada. Es importante contar con representación legal en este proceso, ya que un abogado licenciado en Estados Unidos debe asistir al solicitante durante las audiencias.

Proceso para solicitar asilo

Para solicitar asilo, las personas deben completar el formulario I-589, que es la aplicación oficial para el asilo, el "withholding of removal" y la "Convention Against Torture" (Convención contra la Tortura). Este formulario debe ir acompañado de la declaración de miedo creíble junto con los elementos de prueba que soportan dicha declaración. Para ser elegible, el extranjero debe demostrar en esta declaración que sufrió persecución en su país de origen o tiene temor fundado de persecución, que esta persecución fue dirigida de forma individualizada y sistemática en su contra, que su país no quiso o no pudo protegerlo, que no tenía posibilidad de reubicación interna, y que existen elementos urgentes que demuestran una probabilidad inmediata e irremediable de afectación a la vida y los derechos humanos del extranjero.

Beneficios del asilo

Una vez que un solicitante de asilo ha radicado su aplicación, el extranjero queda en un estatus migratorio pendiente que le garantiza su permanencia en los Estados Unidos mientras se resuelve definitivamente su caso.

Adicionalmente, los aplicantes pueden obtener una tarjeta de autorización de empleo mientras reciben respuesta de su solicitud. La autorización de empleo se hace mediante el formulario I-765 el cual se puede presentar después de que hayan transcurrido 150 días desde la presentación de la solicitud de asilo afirmativo y 180 días cuando el asilo es defensivo. Este permiso de trabajo es especialmente relevante para aquellos extranjeros indocumentados, ya que les permite trabajar legalmente en Estados Unidos mientras se resuelve su caso.

Del mismo modo, el extranjero obtiene una tarjeta de seguro social, con la cual podrá acceder a servicios de seguridad social, financiera y laboral.

Aquellos que aplicaron para asilo afirmativo, pueden obtener una respuesta favorable en la primera instancia si el oficial de USCIS aprueba su caso. Esto significa que es posible que no tengan que enfrentar un proceso de deportación en corte de inmigración.

Los solicitantes de asilo defensivo, tienen derecho a una audiencia ante un juez de inmigración. Durante este proceso, el abogado licenciado en Estados Unidos que los represente puede presentar pruebas y argumentos para demostrar que cumplen con los requisitos para obtener el asilo.

Representación legal en el proceso de asilo

Es importante destacar que contar con representación legal durante el proceso de asilo es fundamental, especialmente en casos defensivos. Un abogado con experiencia en asuntos de inmigración puede ayudar a los solicitantes a comprender los requisitos, recopilar evidencia relevante y presentar su caso de manera efectiva ante las autoridades migratorias.

Conclusión:

El asilo en Estados Unidos es un recurso valioso para aquellos que han sufrido persecución en sus países de origen y buscan protección en tierras americanas. Tanto el asilo afirmativo como el defensivo ofrecen la posibilidad de construir un futuro seguro y estable en Estados Unidos, y brindan la oportunidad de acceder a la residencia permanente y la ciudadanía después de 5 años de residencia.

Si estás considerando solicitar asilo, es fundamental buscar la asesoría adecuada y entender los procesos involucrados para aumentar las probabilidades de obtener una respuesta favorable en tu caso.

Recuerda que las leyes migratorias pueden cambiar, y es esencial mantenerse informado y buscar la ayuda de profesionales para asegurar un proceso de asilo exitoso y seguro en Estados Unidos.